Comunicado de la Asociación Española de Psicología Perinatal en la Semana Mundial del Parto Respetado 2020

Este año, la Semana Mundial del Parto Respetado se ha celebrado del 17 al 20 de mayo 2020 y desde la Asociación Española de Psicología Perinatal, queremos dar visibilidad a la necesidad de respeto hacia la madre y su bebé en un momento de gran vulnerabilidad como es el parto, para que todas las madres puedan conocer y ejercer sus derechos en la toma de decisiones necesarias.

Entendiendo que UN PARTO RESPETADO IMPLICA RECIBIR INFORMACIÓN. Toda mujer tiene derecho a la información, a dar o negar su consentimiento y a que se respeten sus decisiones.

UN PARTO RESPETADO CONTEMPLA LAS NECESIDADES DEL RECIÉN NACIDO. Todos los bebés deben colocarse al pecho tan pronto sea posible y no ser separados de su madre.

UN PARTO RESPETADO ES EL QUE PERMITE EL CONTACTO PIEL CON PIEL. La OMS recomienda practicar el contacto piel con piel durante la primera hora después del parto para prevenir hipotermia y favorecer el inicio de la lactancia.

UN PARTO RESPETADO PERMITE EL ACOMPAÑAMIENTO A LA MADRE. Todas las madres han de poder sentirse acompañadas por un compañero de su elección durante el trabajo de parto.

UN PARTO RESPETADO PERMITE QUE SIGA SU RITMO, NO SE ACELERA. El parto debe ser tratado como un proceso natural y sólo debe intervenirse cuando haya complicaciones.

UN PARTO RESPETADO SIGUE LAS DIRECTRICES DE LA OMS, cuyo objetivo es mejorar la salud y bienestar de las madres y sus bebés.

UN PARTO RESPETADO ES APOYAR LAS DECISIONES SIN JUZGARLAS. Se necesita un cuidado maternal respetuoso y una comunicación efectiva entre los profesionales sanitarios y las madres y las familias.

UN PARTO CON INTERVENCIONES NECESARIAS TAMBIÉN PUEDE SER RESPETADO. El parto es un proceso natural que solo debe ser intervenido cuando existan complicaciones y siempre basándose en la evidencia científica.

Desde la Asociación Española de Psicología perinatal creemos que para lograr los mejores resultados físicos, emocionales y psicológicos posibles tanto para la madre como para el recién nacido es fundamental ofrecer en el parto un trato adecuado. Asegurando la dignidad, privacidad, confidencialidad e integridad física de las madres, así como una atención respetuosa y humana, libre de violencia obstétrica.

Porque cada parto es único.

Junta Directiva de la Asociación Española de Psicología Perinatal.

Podéis ver nuestro vídeos de la campaña en nuestro canal de You Tube.

Deja un comentario